Primeros tres meses

Empiezan a contarse los días, semanas y meses que estas embarazada. Los primeros tres meses todavía parece que no hay ningún cambio. Nadie nota que estás esperando un hijo/a y por los cambios que está pasando por dentro. Mis primeros tres meses de embarazo fueron bastante fáciles de sobrellevar. Sentía un poco de asco, nauseas y dolor de panza, pero nada que no se pueda aguantar.

La ansiedad que se tienen los primeros meses es increíble, de un día para otro te dicen: Estás esperando un hijo, y todos los planes o lo que tu te imaginabas a futuro desaparece, trayendo nuevos planes y proyectos. Lo lindo es que tuve la pareja a mi lado y por muy @mamainexperta que soy, tengo un @papainexperto a mi lado que me ayuda a equivocarme y a conocer este nuevo mundo que se nos viene por delante.

Durante estos tres meses no se nota la panzita, sólo tienes la sensación de que estás esperando un bebé por los malestares que puedas tener. Lo que sí aparece rápidamente es el sueñito, tu cuerpo está trabajando mucho más ahora así que se gastan más energías. Hay que aprovechar al máximo dormir porque ahora que mi hija tiene casi un año me doy cuenta que eso si que no se recupera, las horas de sueño.

Es importante ir mensualmente al ginecólogo y al ecógrafo para que vayan revisando todos los meses que todo vaya bien. En resumidas cuentas los tres primeros meses de mi embarazo pasaron en general tranquilos, cuesta acordarse de los detalles cuando ya ha pasado más de un año.

Leyendo lo que escribí en ese momento el cansancio y las nauseas fue lo más molesto. Lo que sí nunca tuve vómitos ni grandes malestares, hay que estar tranquila más que nada, saber comer lo que sientas que no te haga mal y descansar lo suficiente. Obviamente no estar en lugares muy encerrados, ni con humo de cigarro y no tomar ni fumar. Todo lo que hagas ahora le hace bien o mal a otra personita que está dentro tuyo.

Como yo, @mamainexperta soy una persona muy organizada y minuciosa empecé a hacer una lista con las cosas que iba a necesitar más adelante cuando naciera el bebé. En mi caso yo tenía que pensar en como decorar mi casa y además la pieza de mi hijo. Es importante hacer una lista para luego consultarla con las mujeres que han sido mamas hace poco para que te ayuden en lo que se usa en la maternidad y lo que es simplemente comercial

Primeros pensamientos post-positivo

Cuando te das cuenta de que tienes de ahora en adelante una gran responsabilidad, se te viene el mundo encima. ¿Seré capaz de llevar bien este embarazo y después hacerme cargo del bebé?. Se te pasan mil preguntas por la cabeza.

Como mamá tecnológica que soy, siempre conectada al computador, lo primero que hice al momento de estar embarazada es empezar a buscar en la web que estaba pasando conmigo. Cuales son los procesos que están pasando con mi cuerpo mes a mes y que debo ir haciendo. Curiosamente uno confía más en lo que dice la web y en las opiniones de diversos foros, que lo que dice un doctor.

Al momento de elegir un ginecólogo fue una dificil decisión. Si tienes uno de bastante tiempo sólo debes confiar en él los 9 meses siguientes y el parto, pero si no tienes alguien fijo, como me pasó a mi, hay que empezar a dejarse llevar por las opiniones y sugerencias de las demás. Es importante elegir a alguien que trabaje con tu isapre o fonasa así te saldrá más a cuenta las consultas y el parto.

Pero antes de todo eso, sinceramente lo primero que uno quiere saber, antes del parto para el cual todavia falta tiempo, hay que pensar que pasará estos 9 meses. Ahí empieza un largo googleo por la web buscando las palabras: “embarazo”, “bebe”,”maternidad”. Aparece una larga lista de página, unas nada que ver y otras que te van contando mes a mes las evoluciones de tu bebé.

Hay que tener ojo con dejarse guiar por cualquier página porque muchas estipulan un determinado tipo de proceso del embarazo y NO PARA TODAS ES IGUAL!. No hay que preocuparse si tu bebé no creció exactamente lo que decía en la web, tu doctor sabe más o el ecógrafo y hay que confiar en ellos. Ah, una cosa importante, lo mejor es anotar todas las dudas que tienes para preguntársela a tu ginecólogo al momento de visitarlo mes a mes.

Sinceramente el embarazo es un estado no tan particular y tan dificil de sobrellevar. Tienes que cuidarte mucho durmiendo y comiendo bien y haciendo ejercicios para embarazadas. Pero no estás enferma ni sufriendo una enfermedad, por el contrario estos nueves meses son para disfrutar pero siendo responsable con tu cuerpo y tu bebé.